La Europa que duele

(Texto escrito en colaboración con Lucía Vicent)

Con frecuencia, cuando se hace referencia al término actores centrales en la gestión de la crisis económica se piensa, con razón, en la troika y en los gobiernos europeos del centro y norte de Europa; se invoca asimismo a Alemania y a los países situados bajo su órbita de influencia. Y no hay duda de que todos ellos, sobre todo el gobierno alemán, han asumido un destacado papel en el desarrollo de la crisis (también en la configuración institucional de la UEM)

Pero ese cuadro queda claramente incompleto si omitimos o ignoramos los actores que han tenido –en las últimas décadas y ahora más todavía, en algunos casos de manera más o menos velada, y en otros ocupando abiertamente los espacios políticos- una indiscutible centralidad; o, expresado de otra manera, han disfrutado de un gran poder para hacer valer e imponer sus intereses. Se trata de bancos, grandes fortunas, gestores de fondos y corporaciones, apoyados en importantes plataformas mediáticas, grupos de presión y “think-tanks”, todo ello en abierta complicidad con la elite política. Ellos están determinando los objetivos, las prioridades de la política económica y, en suma, la hoja de ruta a seguir.

Empezar por aquí es esencial para entender la carga de profundidad, en clave de relaciones de poder, contenida en las políticas implementadas desde la troika y los gobiernos comunitarios, la captura de las instituciones por parte de las oligarquías, la articulación de éstas y de los intereses que representan a escala europea y global, y también las resistencias que deberán ser vencidas para hacer otra política económica.

Esta aproximación supone una enmienda a la totalidad del discurso que pretende la existencia de un proyecto europeo –sin adjetivos, sin caracterización estructural-; pero también desborda con mucho aquellos planteamientos, en nuestra opinión unilaterales, centrados en las categorías Norte-Sur, o centro-periferia.

Por supuesto que existe una jerarquización del espacio productivo europeo entre países –ésta es una de las causas de la actual crisis económica-; los del norte, que producen bienes y servicios de alto contenido tecnológico, sofisticados y de calidad, y los meridionales, en cuya oferta dominan los de bajo valor añadido. Pero poner en el centro del razonamiento los términos Norte-Sur o centro-periferia omite una perspectiva que resulta imprescindible a la hora de interpretar la crisis económica y la gestión que se ha realizado de la misma: las relaciones de poder y la desigualdad entre los grupos sociales. Siguiendo esta línea argumental, se puede entender que Alemania, y otros países ricos de la UE, hayan sido ganadores del proceso de integración económica y de la creación de la moneda única, y que también hayan sido favorecidos por las políticas llevadas a cabo desde Bruselas; y que, en paralelo, una parte importante de los trabajadores de esos países hayan quedado al margen o incluso hayan visto empeorar su situación.

No nos engañemos. Tras la determinación por preservar la moneda única, con las reformas institucionales que se están poniendo en marcha, subyace una estrategia cuyo propósito fundamental ha sido que el peso de la crisis sea soportado por la mayoría social, descargando de responsabilidad y eximiendo de su coste a élites y oligarquías. Esta estrategia se ha traducido en asegurar la solvencia de los grandes bancos, garantizar a los principales acreedores el reembolso de sus deudas y proteger y ampliar los mercados para los grandes grupos económicos, productivos y financieros. Se entiende, en este contexto, la masiva transferencia social y territorial de recursos, desde el Sur hacia el Norte y desde los grupos sociales menos favorecidos y las clases medias hacia las oligarquías.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s